Entrenamiento de verano con Jerome-sensei (2019)

Tras el seminario de verano ofrecido por Tsuchiya-sensei, tuvimos un evento muy especial. Jerome Chin y Lynne Mayne, después de pasar varias semanas en Osaka entrenando, nos brindaron con una semana de entrenamiento para enseñarnos lo aprendido. Recibimos la última visita de Jerome y Lynne el verano de 2018, donde Jerome dirigió un seminario junto a Martin Livingston, Justin Gallagher y nuestro maestro Rafael Moreno.

 

Mokuso

 

El primer día de entrenamiento (10 de junio de 2019), realizamos el calentamiento y práctica básica estándar de Aikido Shodokan. Tras realizar el ejercicio de Gonnosen no Kuzushi, Jerome-sensei incidió en la importancia del centro en la práctica, ilustrándose con el uso de bokken. Ante la presencia de algunos practicantes inexpertos, Jerome-sensei procuró adecuarse a cada nivel realizando técnicas amoldables a todos los niveles. Se mostraron las técnicas correspondientes a los tres primeros kyus de Aikido Shodokan, con el objetivo de practicarlas con grados superiores, inferiores e iguales al propio. Esto nos hizo reflexionar sobre la importancia de la adaptación en la práctica diaria. Tras este ejercicio, Jerome-sensei dirigió un ejercicio para la práctica de la fluidez en la competición y en las caídas; de nuevo oportuno para cada grado. Finalmente, Julián Ortiz y Jose María Sánchez mostraron las 17 técnicas básicas y Jerome-sensei y Laura Benítez mostraron Nage no kata, preámbulo de lo que nos explicaría el día siguiente.

 

Colchoneta

 

El segundo día de entrenamiento (12 de junio de 2019), tras un calentamiento y práctica básica dirigidos por Teo Rudolphi, Jerome-sensei quiso incidir en la importancia de la estructura de la práctica básica, en la que cada ejercicio supone añadir un concepto más al ejercicio anterior, por lo que no debemos olvidarlos. Tras la práctica de mantener la distancia, se suma la práctica de la reacción y el control del entorno; posteriormente, el control de la distancia sin referencia y el centro, y así sucesivamente a lo largo de los ejercicios. A continuación, practicamos Gonnosen no kuzushi, a partir de lo cual Jerome-sensei mostró varias aplicaciones de Nage no kata, distinguiendo las propias de practicantes avanzados y principiantes. Los neófitos se sumergieron en Ura, mientras que los más avanzados practicaron Oyo waza ("aplicaciones"). Fue un entrenamiento muy interesante. Finalmente, Lynne demostró estas técnicas, de forma impecable, siendo Jerome-sensei su uke.

 

Tecnica a sempai

 

En resumen, estos entrenamientos nos ayudaron a comprender mejor una parte fundamental del Aikido Shodokan y solo tenemos palabras de agradecimiento para Jerome y Lynne, que tan amablemente se ofrecieron a enseñarnos todo lo que pudieron en el poco tiempo que pudimos disfrutar su compañía. Por supuesto, tras cada entrenamiento tuvo lugar la cerveza de rigor para la reposición de electrolitos y regular la homeostasis.